Sonido y meditación

¿El sonido puede afectar a los pensamientos?

De las enseñanzas de Lama Tenzin Wangyal Rinpoche

Las prácticas con los sonidos están profundamente enraizadas en muchas tradiciones orientales.

El sonido, tiene el poder de comunicación, de transmitir las emociones y su significado, afecta al entorno pero también afecta profundamente afecta a uno mismo.

Cada palabra que expresa el rencor o la ira que hay detrás de ella, pega al destinatario pero de igual manera le afecta al remitente. El sonido permea no solamente en el cuerpo emocional, sutil sino también en el duro cuerpo físico y por supuesto en la mente.

Si podemos alterar, transformar y cambiar lo externo con el sonido y su significado, ¿Por qué no podríamos transformar lo interno y lo secreto de nosotros mismos? Además las sílabas, desprovistas de significado, resultan mucho más poderosas a través de su vibración y sin conectar la mente intelectual.

 

Es así como cobran sentido las prácticas de meditación con sonido.

Como practicante uno debe considerar el sonido de tres maneras – dice Lama Tenzin Rinpoche.

  • Primero, en el nivel ordinario, uno debe estar consciente del uso que le da a las palabras y como esa selección afecta a uno y a los demás.
  • Segundo, a nivel energético, uno puede conectar con el sonido en sí mismo. Estos sonidos – semilla contienen las cualidades elementales que hacen vibrar diferentes partes del cuerpo y distintos chakras.
  • Tercero, últimamente, el objetivo principal del sonido para un practicante es su auto-realización.

Debemos saber que  cuando la consciencia no está presente, cuando nuestro espacio interno no está claro, eso da surgimiento al habla junto con sus aspectos negativos, es decir, un habla errónea.

Cuando uno se enoja, es fácil hablar de manera ruda y sin mayor lógica – es así, porque en un momento así uno carece de consciencia.

No siempre se puede cambiar las condiciones externas pero cuando uno mantiene su mente alerta, puede cambiar su espacio interno.

Usar el sonido en la práctica espiritual es parecido al usar el cuerpo.

En última instancia, tu cuerpo no eres tú, es solo un aspecto de ti. Puedes desarrollarte a través de tu cuerpo pero el cuerpo también puede enfermarse. Lo mismo ocurre con tu habla. El sonido físico tiene su origen en el cuerpo.

Internamente, la calidad, energía, vibración del sonido están conectadas con el prana – el nivel más sutil.

A nivel más profundo, la esencia del sonido nace de lo más profundo de cada ser, de la naturaleza de la mente. Uno puede estar consciente del sonido físico pero la naturaleza del sonido , sus cualidades más profundas seguirán en la oscuridad, invisibles.

Cuando uno pronuncia la silaba semilla A, el oído nota el sonido pero se necesita una sensibilidad mayor para reconocer su energía – la profunda vibración que tiene.

Fragmentos de la entrevista de Lama Tenzin Wangyal Rinpoche para Shambala Publication

2 thoughts on “Sonido y meditación

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *